Jesús con el cáliz

Comparte esta imágen de JesúsShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Share on Tumblr0
¿Qué te parece?

Jesús con el cáliz y el pan es una obra de arte que representa a Jesús durante la última cena. Este fue un momento crucial en la historia ya que se acercaba el momento que él debí­a enfrentarse a la cruz, esta fue su última cena la cual compartió con sus apóstoles. Actualmente podemos ver muchos artistas que se inspiraron en este momento para pintar sus obras, pero esta es muy especial ya que muestra a Jesús con el cáliz y el pan.

La Biblia nos relata que en el momento de la última cena cuando estaba Jesús con el cáliz y el pan dijo a sus discí­pulos “El que come mi carne y bebe mi sangre tiene vida eterna y yo lo resucitaré en el último dí­a. Porque mi carne es verdadera comida y mi sangre verdadera bebida. El que come mi carne y bebe mi sangre vive en mí­ y yo en él” Juan 6:54-56. La palabra de Dios es viva y está siempre en presente. Aun hasta ahora, y por siempre, la palabra se encuentra vigente por lo que como estando Jesús con el cáliz y el pan le dijo a esto a sus discí­pulos, ahora nos lo dice a nosotros.

Como vemos, Jesús tenía que hacer esto  para así poder pertenecerle. Así mismo, al comer ese pan de vida y de ese vino, nuestra vida pasaría a convertirse en un testimonio de su vida; es decir, con nuestra vida en todo momento reflejaríamos la vida de Cristo Jesús. El Señor en esa cena les dio una promesa a sus discípulos, vida eterna y resurrección en el último día, es decir, en el día de su segunda venida, ya que es él mismo que les dará cuerpos nuevos a aquellos que hayan resistido la tribulación, aquellos que hayan sido fieles al Señor hasta el final.

Es increíble como un hecho tan sencillo da indicios de un presente, de un pasado y un futuro por venir, porque Jesús es el que fue, es, y el que ha de venir como lo dice en su Palabra en Apocalipsis 4:8. Quiere decir que el Señor estuvo antes del tiempo, en el tiempo y después del tiempo ha de estar el Señor.

Jesús no solamente quería que sus discípulos fuesen salvos, el aun quiere que todos sean salvos, tanto las personas que estaban en ese tiempo como las de los días postreros, es por ello que el Señor les da una clara instrucción a los discípulos diciéndoles: …”Esta copa es el nuevo pacto en Mi sangre; hagan esto cuantas veces la beban en memoria de Mí. Porque todas las veces que coman este pan y beban esta copa, proclaman la muerte del Señor hasta que El venga. “(1 Corintios 11:25 – 26).

 

Es por eso que en la mayorí­a de las iglesias se celebra la Santa Cena, todos los integrantes toman un pan y una copa de vino y comparten la cena al igual que los discí­pulos en la última cena junto a Jesús con el cáliz y el pan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *